ANT-MAN & THE WASP: HÉROES DE TAMAÑOS IRREALES

Tras los acontecimientos de AVENGERS: INFINITY WAR muchos se preguntaron ¿de qué forma podría sorprendernos MARVEL con sus superhéroes a este punto? afortunadamente uno de sus personajes más simpaticos ha logrado construir un universo propio donde las reglas de lo grande y poderoso no aplican, y donde la logica del cine hace ver a lo diminuto e intangible como algo aun más desafiante. Ant-man (2015) ha regresado para  sorprender y divertir, pero esta vez no esta solo ya que la esperada aparición de The Wasp agrega nuevos elementos a la historia y conforma una secuela digna de admirar.

Ant-man & The Wasp ha sido alabada por la critica y ha recaudado más de 284 millones de dolares en todo el mundo.
Esta segunda entrega del domador de hormigas transcurre tras lo ocurrido en Capitán América: Civil War motivo por el cual Scott Lang (Paul Rudd) vive recluido en su hogar mientras paga su arresto domiciliario por violar los Acuerdos de Sokovia y ayudar a Steve Rogers en Alemania. Mientras tanto Hope Van Dyne (Evangeline Lilly) y el doctor Hank Pym (Michael Douglas) descubren una forma de explorar el mundo cuántico, en el cual contra todo pronostico aun podría estar con vida la madre de Hope, Janet Van Dyne, es decir la primera Avispa. Todo se complica con la aparición de un misterioso villano capaz de atravesar la materia cuyo objetivo es robar la tecnología de Pym; allí entran en acción Scott y Hope quienes deben formar un dúo de super héroes para intentar detener al denominado "Ghost" y evitar que la tecnología cuántica caiga en manos equivocadas.

Lo primero a resaltar de esta película es su autenticidad, pues aunque pertenece a un universo cinematográfico se las ha arreglado para formar una identidad propia, una combinación de humor y acción que funciona y no cae en el ridículo o el exceso. Tal vez se debe a que Paul Rudd como protagonista no puede dejar atrás su personalidad divertida e irreverente, que lo hizo tan querido en las comedias, que  como superhéroe lo hace un personaje sumamente disfrutable, capaz de saltar entre el humor, el drama y el carisma que le ha impregnado a Scott Lang.


La bella Evangeline Lilly no se queda atrás como Hope Van Dyne pues si bien en la primera entrega era un tanto gruñona aquí podemos ver a su personaje evolucionar hacia una guerrera decidida, letal pero igualmente noble. Su combinación con Rudd en pantalla crea situaciones graciosas pero igualmente conmovedoras, puesto que su accidentada relación es una en la que aprenden que dependen el uno al otro para vencer al mal; eso en parte permite que su formación como dúo sea tan importante y sea un reflejo de lo que fueron sus predecesores.

Michael Douglas y Michelle Pfeiffer como el matrimonio de Hank & Janet logran llegar al espectador como una relación de amor eterno que sobrelleva la trama y mantiene al espectador expectante a su resolución. Mientras los personajes muestran sus relaciones podemos disfrutar de secuencias increíbles de acción, que se valen del juego de tamaños y situaciones inesperadas.


Todo esto nos lleva a analizar al villano o en este caso villana de la película Ava Starr interpretada por Hanah John-Kamen. Ella es la hija de un científico que antaño trabajo para Pym, él y su familia sufrieron un terrible accidente que transformó a Ava en una especie de "fantasma" con una estructura molecular inestable por lo cual es capaz de moverse a través de materia solida. Su desempeño es efectivo y si bien no aparece hasta bien avanzada la película ayuda en su ritmo y se siente como una real amenaza. Es de agradecer que es un antagónico que no se siente caricatura sino que tiene una personalidad clara, unos motivos y un rostro que podemos ver divagar entre lo que ella cree necesario y lo que es correcto.

El gran triunfo de la película es no servir como un mero producto de entretenimiento y acción destructiva; el director Peyton Reed realmente se esmero en que la historia se sintiera necesaria y que la formación Antman/The Wasp se sienta importante dentro del Universo Marvel sobretodo en su tramo final, cuando entendemos que esta no es solo una mera continuación de algo sino que es un cabo vital para entender los acontecimientos de Avengers 4.


En resumen Ant-Man & The Wasp es una aventura efectiva que cuenta con efectos especiales impresionantes, un  guión ágil que justifica cada paso de la trama y personajes carismáticos que luchan y reflexionan al ritmo de la animada música de Christophe Beck. Una producción "palomitera" de calidad que grandes y chicos disfrutarán por igual.

OMAR ALVARADO

Crispetero de profesión. Perfil en construcción.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario